20 abril, 2021

Tuberculosis

Múltiples enfermedades en el mundo incrementan sus contagios día a día haciendo esto que la población disminuya de manera creciente con el paso del tiempo ya que la agresividad de estas puede ser mortal.

Muchas enfermedades son conocidas desde mucho tiempo atrás, y por diversos avances algunas si llegan a tener cura, claro si los tratamientos son seguido al pie de la letra y siguiendo las indicaciones de cada médico.

Contagios de manera indirecta son los más comunes en la población mundial esto se debe a que normalmente los pacientes presentan síntomas tiempo después, cuando tal vez ya contagiaron a personas cercanas a ellos.

La tuberculosis por ejemplo es una de esas enfermedades, pues está en su mayoría de casos se puede llegar a confundir con una simple tos o gripe seca pero al no ser tomada en serio es grave.

Esta es una enfermedad “invisible” que se transmite por medio de una bacteria que infecta al sistema inmunológico y esta a su vez es potencialmente grave, y que afecta principalmente a los pulmones.

La tuberculosis es una enfermedad fácil de contagiar pues su esparcimiento se conoce que es a través del aire, cuando una persona que padece tuberculosis pulmonar tose, estornuda o habla.

Gran mayoría de los pacientes por esta bacteria que causa la tuberculosis suelen no presentar algún tipo de síntoma, ya que al ser muy parecida a otras muy leves no se percibe a simple vista y cuando ya hay síntomas, generalmente incluyen tos (algunas veces con sangre), pérdida de peso, sudores nocturnos y fiebre.

Este tipo de bacterias usualmente solo atacan una parte de las partes humanas pero cuando se convierte en grave también pueden atacar otras partes del cuerpo, como los riñones, la columna vertebral y el cerebro.

Si una persona padece de esta se pide seguir las indicaciones del médico pues de no ser así esta puede llegar ser moral.

A %d blogueros les gusta esto: