30 julio, 2021

Solo 5 de cada 10 denuncias por abuso proceden.

Las injusticias son algo que ocurre muchas veces en el día y por todo el mundo, y de estas nadie se “salva” pues estas se cometen en niños, adultos o hasta los más indefensos como ancianos.

México es un país conocido por todas las injusticias actos “chuecos” que se hacen todo el tiempo y a toda clase de personas.

La ineficacia de las autoridades y del mismo gobierno hace que nuestra región sea muy poco coherente en cuanto a las maneras correctas no solo de actuar sino también de proceder.

Además una de las grandes influencias que se tiene para saltar la ley es el tener un papel importante en la política o las famosas “palancas” lo que deja sin ningún “daño” a quien comete el delito

El caso principal que deja expuesto todo esto es el de los abusos sexuales a niñas, mujeres y adolescentes denunciados, pues en muy pocos casos estos van más allá de una carpeta de investigación.

Tan solo en los años de 2014 a 2018 hubo más de 145 mil denuncias directas sobre los agresores, estas fueron presentadas al ministerio público en busca de ayuda y justicia, pero solo 5 de cada 100 fueron atendidas de la manera debida.

Esto quiere decirnos que solo 1450 procedieron hasta el cierre del caso y que todas estas llegaron a algún tipo de condena para la parte del agresor.

Lo que nos da a entender que en realidad la justicia en el país no existe en ninguna forma, ya que casi todos los procesos se quedan estancados en el camino.

Esto causa no solo indignación pues se está dejando claro que denunciar cualquier tipo de abuso no vale de nada porque no se tomara ningún tipo de medida ni se dará el apoyo.

El gobierno se pone cada vez más en tela de juicio a causa de acciones como estas, pues el no actuar a favor de la población femenina y de su protección reduce en gran forma sus credibilidades.

A %d blogueros les gusta esto: