3 agosto, 2021

#JusticiaParaPolly

Durante el mes de junio, en las noticias nacionales, circuló un video donde se podía ver a un hombre atropellar a dos jóvenes al salir de una fiesta. Con este incidente, otro feminicidio se suma a la larga lista que tiene México. La mujer asesinada fue Polly Olivares, una de las víctimas que, junto con Fernanda Cuadra, fueron atropelladas por un joven identificado como Diego “H”.

Este “accidente automovilístico” fue catalogado como un crimen de género y, tras la defunción de Polly, como un feminicidio. El motivo de esta clasificación fue que se encontraron pruebas de que Diego “H” había dirigido el auto hacia estas dos jóvenes después de gritarles: “Las voy a matar, perras”.

Exactamente el pasado 12 de junio fue captado, por cámaras de vigilancia, el momento exacto en el que Diego atropellaba a Polly y a Fernanda después de haber discutido. Testigos afirman que, tras ser expulsado de la fiesta, las jóvenes le habían advertido a Diego que no manejara en estado de ebriedad. 

Aunque ambas chicas fueron trasladadas de gravedad al hospital, Olivares se llevó la peor parte del ataque. Tras arrancar el auto e impactar a sus víctimas, el cuerpo de Polly  quedó prensado en el auto y fue arrastrada varias calles antes de poder soltarse. 

Tras permanecer 20 días hospitalizada y con lesiones graves por todo el cuerpo, el pasado sábado 3 de julio, lamentablemente, Polly falleció. Fernanda, por su parte, ya fue dada de alta. Sin embargo, las lesiones que obtuvo durante el incidente le dejaron secuelas que tendrá que sufrir por el resto de su vida. Los informes locales indican que Fernanda ha quedado con parálisis facial y pérdida de la audición en gran forma.

La indignación al conocer estos hechos fue tal que, a lo largo del país, los colectivos feministas han organizado marchas para exigir que Diego sea juzgado como feminicida. Usuarios de redes sociales se han unido a la protesta usando el hashtag #JusticiaParaPolly. 

Después de que su cuerpo fuera entregado, familiares y amigos de Polly acompañaban a la carroza en la que era trasladado su cuerpo al Panteón de Dolores. 

El caso de Polly es parte de una escalofriante realidad que las mujeres viven a diario en México; un país donde los feminicidios han aumentado en un 7.1% en lo que va del 2021. Diego “H” ya fue detenido por las autoridades, pues su crimen ha sido reclasificado. Ahora se le juzgará por “feminicidio consumado”.

A %d blogueros les gusta esto: